7 Consejos para cuidar tus dientes este verano

7 Consejos para cuidar tus dientes este verano

Llega el verano, esa época en la que todo queremos lucir perfectos. Cuidamos nuestro cuerpo al máximo para tener una piel perfecta y dorada tras unas buenas vacaciones. Escogemos con mimo la ropa que vamos a llevar en cada cena, comida o evento. También es importante cuidar tus dientes este verano.

Recuerda que, el mejor complemento de moda es tener una sonrisa sana, fuerte y bonita. Por eso, hoy queremos hacer hincapié en esta parte de tu cuerpo. Te vamos a dar algunos consejos para tener una sonrisa perfecta, no solo para estos meses sino para todo el año y toda la vida.

¿Cómo cuidar tus dientes este verano?

Es importante cuidar nuestra salud bucodental durante todo el año. Aun así en verano hay algunas cosas específicas sobre las que poner el foco. ¡Te las contamos!

Bebe agua con regularidad

En verano perdemos más líquido debido a las altas temperaturas por lo que es preciso tener siempre agua fresca a mano. Una buena hidratación previene infecciones e inflamaciones en la boca.

El ser humano está compuesto por un 70% de agua lo que hace que sea necesario beber unos 2 litros de agua al día. Esta agua la perdemos no solo por la sudoración, también a través de la orina, de la respiración e incluso porque necesitamos mantener húmedas las diferentes zonas de nuestro cuerpo como, por ejemplo, la boca. La continua salivación es necesaria para una buena salud bucodental: lubrica y protege la mucosa oral y los dientes.

Protege tus labios del sol

Suele ser habitual olvidarse de los labios a la hora de aplicar protector solar y es un gran error. Utiliza un cacao con protección para cuidarlos, es la parte del cuerpo más susceptible a las quemaduras solares. La exposición solar es un factor de riesgo para desarrollar cáncer oral.

No abuses de bebidas azucaradas ni alimentos con alto contenido en azúcar

Las bebidas carbonatadas, los cítricos y los alimentos ricos en azúcares pueden llegar a ser dañinos para nuestros dientes si se consumen en exceso. El verano es una época de granizados y helados, pero no debes abusar. Establece un límite y, por supuesto, tras ingerirlos, límpiate los dientes.

Este tipo de bebidas y snacks pueden llegar a ser dañinos para nuestros dientes, al elevar el nivel de los ácidos que dañan el esmalte, provocando caries, sensibilidad, manchas, etc.

Ten cuidado con el agua de la piscina

Nadar y bucear excesivamente en la piscina puede debilitar tus dientes, ya que el cloro que tienen las piscinas está compuesto por productos químicos que erosionan el esmalte de las piezas dentales. Estos productos pueden provocar manchas en los dientes, comúnmente conocido como “sarro del nadador”.

Mantén tu  rutina de higiene bucodental

Lo tenemos claro, ¿verdad? Debes cepillarte los dientes como mínimo 3 veces al día y al menos durante 2 minutos para que la limpieza sea profunda. También es recomendable usar seda dental y enjuague para una boca más limpia. Pero… ¿qué ocurre en verano cuando estamos mucho tiempo fuera de casa, de vacaciones, en la piscina…?

Te recomendamos hacerte con tu propio Kit de limpieza dental de viaje y llevarlo contigo todo el verano.  ¿Qué debe incluir? Al menos un cepillo cómodo (en el mercado existen diferentes tipos de cepillos: cepillo eléctrico, cepillo manual y cepillos de formato viaje), un bote de dentífrico, hilo dental y colutorio.

Aunque sea más difícil mantener los hábitos debido a los cambios de rutina, en verano debes hacer un esfuerzo extra para no olvidarte de cuidar tus dientes. Tampoco debes pausar o descuidar los tratamientos bucodentales que ya tengas pautados (ortodoncia, férulas de descarga, etc.).

No abuses de alimentos y bebidas frías

Evita los cambios bruscos de temperatura de alimentos y bebidas ya que pueden provocar sensibilidad dental. La mejor opción es esperar algunos minutos antes de consumirlos.

Cuidado con la ingesta de alcohol y el consumo de tabaco

Lo ideal para mantener tu salud bucodental lo mejor que puedes hacer es evitar por completo el consumo de tabaco y alcohol, puesto que manchan los dientes y favorecen la aparición de halitosis, entre otros problemas y enfermedades bucodentales.

Si te resulta imposible eliminarlos por completo haz lo mismo que con las bebidas azucaradas y alimentos con alto contenido en azúcar. Controla y limita el consumo además de limpiarte los dientes más frecuentemente.

Y después de cuidar tus dientes este verano…

Disfruta del verano, cuídate mucho y a tu vuelta recuerda hacernos una visita para revisar el estado de tu salud bucodental. Las revisiones periódicas son claves para adelantarnos a posibles problemas que puedan surgir.

Por otro lado, si eres de esos que en verano tienen la agenda más liberada que durante el resto del año, quizás el periodo estival sea un buen momento para poner al día la salud de tu boca.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest